"No Vendas Inmuebles,
Vende Calidad de Vida.
¡A ver si te Enteras!"

| Un Agente Inmobiliario Inteligente Nunca Pierde. O Bien Gana o Aprende.

Algunos agentes inmobiliarios, más de los que cabría esperar y sobre todo los principiantes, no entienden cómo se lleva a cabo la venta de un inmueble.

Se han contaminado tanto con técnicas obsoletas de negociación y venta que han perdido la perspectiva de lo que realmente quieren los compradores cunado solicitan información y cuando visitan un inmueble.

Bastantes agentes inmobiliarios se limitan a informar de lo que el inmueble es; a enfocarse en metros cuadrados, en número de habitaciones, de lo grade que es el salón o de las vistas, sin mencionar lo que ese inmueble puede hacer para mejorar la calidad de vida de la persona que quiere más información o que lo visita.

“No saben vender beneficios. Informan, pero no saben vender. Deben aprender que informar, aunque se informe bien no es vender”.

Un agente inmobiliario debe vender la mejora en la calidad de vida que le va a proporcionar esta casa o apartamento a su futuro propietario; debe vender un futuro mejor gracias a vivir en esta nueva vivienda.

Y esto también se aplica a la venta de una oficina, local comercial, nave industrial o bodega; e incluso en la venta de una parcela de terreno.

“No vendas zapatos, vende pies bonitos”. Este es el enfoque que se le debe dar a la venta inmobiliaria. Por tanto; “No vendas inmuebles; ayuda a comprarlos”.

| Calidad de Vida No Significa Necesariamente Precios Altos.

El precio muchas veces se convierte en un problema, porque el agente inmobiliario no sabe vender valor; que en otras palabras significa vender los beneficios que aporta ese inmueble a quien lo compre. Enfocarse en el precio de un inmueble, nunca ha sido la estrategia correcta. Hay que vender valor; no precio.

Las negociaciones de precio que suceden en este sector en la gran mayoría de las ocasiones se generan por culpa del agente inmobiliario que no sabe vender. Por una parte, espera que la negociación, (es decir regateo), tenga lugar, que es inherente a la venta inmobiliaria. Esto no es así.

Por otra parte, se confunde el regateo con la negociación. Algunos ni siquiera saben cuál es la diferencia. Y es normal que aparezca el “regateo”. Como el inmueble está sobre valorado, el agente espera que exista una rebaja de precio, que el cliente le haga una oferta para poder vender.

En este sector pocos saben vender una mejora en la calidad de vida o estilo de vida. Hay que aprender a vender seguridad, prestigio, libertad, salud, una mejora en el status social, influencia, popularidad…

Estos términos anteriores, que son algunos de los posibles beneficios que aporta un inmueble, son los que en realidad venden. Los que en realidad influyen definitivamente en la decisión de compra.

Se han vendido más inmuebles porque la madre vive cerca o porque hay un parque cerca donde hacer ejercicio o pasear al perro, que, por los metros cuadrados, el precio u otra característica.

Claro, el precio de un inmueble influye en su compra; pero no influye tanto como algunos creen.

Aspectos como crear o mejorar un buen ambiente de trabajo, reducción de gastos, aumentar cuota de mercado, fácil acceso a algo o mejorar la productividad, son los que en realidad venden inmuebles comerciales.

Las características de un inmueble, de cualquier inmueble solo informan. Lo que vende son los beneficios que aporta ese inmueble a quien se interesa por comprarlo.

Las características de un inmueble son siempre tangibles; mientras que los beneficios son siempre aspectos intangibles y eso es lo que tienes que vender. Debes vender valor y no precio.

Tú no vendes inmuebles; tú vendes calidad debida. Aprende a hacerlo y venderás más y mejores inmuebles.

“En este sector vendemos un producto, prestamos un servicio que cambia vidas, que las transforma y las mejora. Es una profesión donde “no” se vende; aquí se ayuda a comprar y se ayuda al cliente a conseguir esa transformación que le lleva a tener más esperanza y una mejor expectativa de su futuro y de su familia”.

Esto no es filosofía; esto pura venta inmobiliaria.

| Lo que Significa Calidad de Vida en la Venta Inmobiliaria.

Lo que primero deben entender los agentes inmobiliarios es lo que significa la venta. Por qué la gente compra y especialmente que le mueve a una persona o pareja a comprar un inmueble en ese momento en esa zona específica.

Esto hay que entenderlo antes de aprender técnicas o trucos de neuroventa o de negociación. Aquí hay que aprender el negocio; no los trucos del negocio. Hay que aprender lo que es la venta y a vender y no los trucos de la venta. ¡A ver si se enteran algunos!

En otras palabras, más claras: muchos agentes deben aprender cómo se construye la empatía con los clientes; porque los clientes buscan beneficios y compran beneficios; no metros cuadrados, amplias cocinas, buenas vistas o precios bajos.

Necesitas crear empatía por 2 razones. La primera razón es que las personas compran a personas en las que confían y se sienten cómodas. El inmueble y el precio son secundarios; la persona detrás del producto es a quien el cliente está comprando. Véndeles calidad de vida y comprar esa calidad de vida.

La segunda razón es que la empatía es lo único que le permite al agente inmobiliario solucionar los problemas y necesidades del cliente, lo que impulsa al cliente a comprar.

La venta se cerrará por urgencia del cliente, dada la apreciación del cliente del valor que ofrece el inmueble gracias a que el agente le ha ayudado a apreciar ese valor. Y ese valor significará para el cliente la expectativa de un futuro mejor.

Un buen agente inmobiliario comprende a los clientes y se comunica en su mismo mapa mental, (auditivo, visual o kinestésico).

Ponerse en el lugar de alguien es la base de la empatía y la base del éxito del agente inmobiliaria. la empatía te hace comprender los sentimientos de tus clientes y lo que realmente quiere conseguir con esa nueva vivienda o con ese nuevo local comercial.

| Vende Beneficios y Valor. Así Venderás Calidad de Vida. 

Para vender beneficios y valor; para vender calidad de vida hay que mostrar que la cocina es un lugar cómodo para cocinar o que la terraza en un lugar ideal para descasar o disfrutar una tarde con un amigo; que un dormitorio es más un santuario que una habitación para dormir.

En esta profesión, vende más el mostrar que los hijos pueden ir a un colegio cercano y pueden disfrutar de la piscina en el jardín, que los metros cuadrados o el precio. Y lo mismo pasa con la posibilidad de poder hacer ejercicio diariamente en el parque cercano.

Tienes que vender la satisfacción de pasar de ser inquilino a ser propietario; la comodidad de pasar de una vivienda de 2 dormitorios a una de 3. O el prestigio que supone abrir un nuevo local comercial o cambiarse a una oficina más amplia.

Vende beneficios y venderás más. Vende valor y venderás rápido. El cliente que por precio llega, es el cliente que por precio se va. El cliente que te pelea mucho el precio es un cliente que te va a traer problemas. Y generalmente se pelea por precio, porque el agente inmobiliario no ha sabido venderle valor.

Recuerda que las personas no compran inmuebles; compran lo que ese inmueble hará por ellos. Y esto es especialmente importante en la compra de inmuebles comerciales, industriales y suelo.

Mejor-calidad-de-vid-casa-nueva, vender-calidad-de-vida, agente inmobiliario, vender calidad de vida, vender hogares, vender propiedades, vender felicidad

| Captando Inmuebles Ofreciendo Calidad de Vida. 

¿Cómo se captan inmuebles siguiendo este enfoque de vender beneficios y no características?  Intenta comprender a los propietarios, educarlos y luego darles expectativa. Obviamente esto necesita un plan y una estrategia.

Los propietarios también mejoran su calidad de vida, tiene acceso a un futuro mejor cuando venden un inmueble. Quieren venderlo rápido y al mejor precio para disfrutar de ese futuro que se puede hacer realidad si financieramente selo pueden permitir. .

La educación, que en otras palabras es saber convencer al propietario para que fije un precio justo, comienza por comprender que todo propietario, ante su desconocimiento del mercado, desea conseguir un precio superior a lo que realmente vale su inmueble en esos momentos.

El trabajo de un asesor inmobiliario profesional es hacerle ver, con datos y cifras y no meramente con tu opinión, que su inmueble esta sobrevalorado.

Te puedo asegurar que en un 80% de los casos, el propietario, ante estos datos que se le muestran; es decir, con una valoración de inmuebles similares en su zona, cede ante sus pretensiones iniciales. Aquí la clave esta en utilizar esta valoración como una herramienta de marketing.

Dar expectativa a un propietario significa demostrarle que su inmueble generará interés en el mercado de demanda que hay actualmente. Solo se necesita contactar con el cliente adecuado para lo que es necesario centrar los esfuerzos en promocionarlo adecuadamente. Expectativa de venta rápida es expectativa de mejorar su calidad de vida.

Lo que conlleva a que el inmueble se de en exclusiva. Que te lo dé a ti como asesor profesional que quieres ayudarle a vender rápido y bien o a cualquier otro agente inmobiliario. Lo importante es decirle que su inmueble debe ser dado en exclusiva ya sea a ti o a alguien. Esta es la forma más fácil de captar en exclusiva.

Ya digo, captar inmuebles en exclusiva y a precio de mercado conlleva preparar una estrategia. Una estrategia que nosotros hemos diseñado 8 pasos y explicamos claramente en el curso “Cómo Captar Inmuebles en Exclusiva”. Todos los agentes inmobiliarios independientes que han seguido esta estrategia captan entre 2-3 inmuebles en exclusiva y a precio de mercado mes tras mes consiguiendo que los propietarios vengan a ellos.

Entra en este enlace y comprueba el contenido de este curso online: “Cómo Captar Inmuebles en Exclusiva”. Te puedo asegurar que quien capta bien, vende rápido.

| Saber Vender Calidad de Vida es una Cuestión de Enfoque.

El ejemplo típico que yo aprendí, y gracias a Dios lo aprendí temprano en mi carrera, es que, para vender inmuebles en España al público británico, había que vender primero los beneficios que aportaba la zona donde se encontraba en inmueble.

Es decir, vender calidad de vida. Vender el estilo de vida español y luego el inmueble.

vender-calidad-de-vida, agente inmobiliario, vender calidad de vida, vender hogares, vender propiedades, vender felicidad

Al vender una propiedad en España, apela al corazón y la mente. No solo está vendiendo un activo físico; estás vendiendo un estilo de vida.

Dejando a un lado la economía, es necesario destacar los beneficios de vivir en España para atraer clientes que no solo desean inversiones inmobiliarias rentables, sino que también desean una alta calidad de vida.

Algunos clientes desean casas de vacaciones, mientras que otros desean trasladarse de forma permanente.

Necesitará conocer los entresijos del estilo de vida español y cómo puede comercializar su cultura y estilo de vida de una manera que satisfaga los deseos y necesidades de los compradores potenciales.

Este enfoque de venta es trasladable a cualquier mercado extranjero; pro ejemplo, para captar un cliente americano que pueda estar interesado en Rivera Maya, en México; invertir en Clínicas en Colombia, inmuebles de Lujo en Punta Cana, en la Rep. Dominicana o piensa retirarse en Panamá.

En la venta de inmuebles en cualquier país también funciona excelentemente bien vender una experiencia. No solo para atraer compradores extranjeros; sino para captar potenciales clientes de otras regiones de un mismo país.

Este tipo de marketing lo utilizan mucho las agencias de viaje y es perfectamente aplicable a la venta y alquiler de inmuebles en cualquier país, como estrategia para diferenciarse de la competencia y captar no sólo la atención, sino la lealtad de tus clientes. De ahí que los viajes de inspección sean un medio excelente para vender inmuebles al público extranjero.

¿Pero qué significa vender una experiencia? Se trata de involucrar tanto el intelecto como las emociones del cliente al momento de la compra y cuando vengan a inspeccionar el inmueble previamente a la posible compra.

La idea es que tus clientes vivan la experiencia de compra con al menos uno de sus cinco sentidos. Por ejemplo, los conjuntos residenciales o fraccionamientos, no solo deben ofrecer casas o departamentos amplios, luminosos o acogedores, sino servicios añadidos de spa, de entretenimiento, de práctica del deporte, cercanía a un campo de golf, … y a ser posible que se pueda vivir con otras personas de su misma nacionalidad.

Otro ejemplo clásico es la venta de un inmueble para reformar. Un inmueble para reformar se venderá mejor si te enfocas en vender bienestar, que en vender un incremento en el precio de venta del inmueble una vez se haya reformado.

Vender incremento en precio no basta, debes vender el estilo de vida que podrías tener ese cliente con una piscina; lo cómodo que se hace cocinar en una cocina con alguna característica de mejora; lo que puede beneficiarte tener un salón más amplio o lo cálida que puede quedar una estancia cuando decides poner un piso de madera en todas las habitaciones Muestra a tu cliente que no está gastando; está invirtiendo en que tu hogar sea acogedor, y por tanto en tu bienestar.

| No Vendas Inmuebles: Vende Estilo de Vida y Calidad de Vida.

Todo agente inmobiliario debe estar muy bien familiarizado con lo que significa mejorar un estilo de vida, cambiar de estilo de vida, mejorar el futuro y lo que significa “calidad de vida”.

vender-calidad-de-vida, agente inmobiliario, vender calidad de vida, vender hogares, vender propiedades, vender felicidad

El estilo de vida es empleado por algunas agencias inmobiliarias cuando estas quieren vincularse con la personalidad de sus clientes y crear una conexión con ellos a través de aspectos emocionales o aspiracionales.

El estilo de vida es el conjunto de patrones de conducta que caracterizan la manera de vivir de un individuo o un grupo.

En gran medida podemos decir que el estilo de vida está relacionado con la percepción que las personas tenemos de la vida.

¿Qué es la calidad de vida? La calidad de vida es una medida muy subjetiva de felicidad que es un componente importante de muchas decisiones financieras. Los factores que influyen en la calidad de vida varían según las preferencias personales, pero a menudo incluyen seguridad económica, satisfacción laboral, vida familiar, salud y seguridad.

Las decisiones financieras a menudo pueden implicar una compensación en la que la calidad de vida disminuye para ahorrar dinero o ganar más dinero o, por el contrario, la calidad de vida se puede aumentar gastando más dinero.

La calidad de vida es un componente no financiero asociado con la satisfacción laboral y vital. Cuando se usa de una manera relacionada con el trabajo, la calificación de vida a menudo se refiere al tiempo y la capacidad para hacer lo que disfruta.

Aquellos agentes que sepan vender calidad de vida a través de los beneficios y el valor que ofrece un inmueble, serán los que más facturen en este sector y los que seguro disfrutarán ellos o ellas mismas de una mejor calidad debida.

Te agradeceríamos que nos dejaras un comentario sobre este artículo. ¿Crees que es difícil vender calidad de vida cuando se vender un inmueble? Tu opinión nos interesa. Gracias.

Otro artículo de este blog que te puede interesar es: “Cómo Ganar Dinero con un Blog Inmobiliario”

¿Te gustó este Artículo? Compartelo en tus Redes

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on whatsapp

3 comentarios en “"No Vendas Inmuebles,<br> Vende Calidad de Vida. <br>¡A ver si te Enteras!"”

  1. Buenas tardes. En conjunto, el artículo aporta información relevante. Si bien el tema amerita exponerlo adecuadamente, es extenso y repite varias veces conceptos que quedaron claros desde un comienzo.
    Buen blog. Lo saludo desde Bogotá. Éxitos. Emiro Beltrán Beltrán.

    Responder

Deja un comentario